Selección de información

Para investigar sobre el tema lo primero que hice fue buscar “guinea ecuatorial” en Google. Me aparecieron nada menos que 2.100.000 resultados. Visité, más o menos, las veinte primeras páginas. Algunas me fueron de gran ayuda, ya que ofrecían datos objetivos y actuales sobre el país. Pero me encontré con un problema: la cara y la cruz de la tiranía. Por un lado aparecían las webs oficiales del país, en las que se mostraba un mundo perfecto y sin problemas. Pero también se mostraban las páginas del gobierno en el exilio, básicamente de denuncia. Y, tanto unas como otras, eran bastante partidistas (aunque personalmente pudiera estar a favor o en contra). Otras webs eran de partidos y plataformas de denuncia política. Decidí no meterme en política, por lo que seleccioné de las páginas la información más desinteresada a fin de informar y no denunciar.
En Google también busqué viajes y noticias de Guinea Ecuatorial. Algunas de las páginas que encontré me sirvieron para los enlaces y, sobre todo, para obtener fotografías del país. Las imágenes que aparecían en la sección especializada eran bastante escasas y, además, únicamente mostraban a políticos y mapas del país, no paisajes y lugares de interés. Por lo que respecta a las noticias, también busqué en los archivos de El País. Incluso había seleccionado una de sus páginas para adjuntar como enlace, pero finalmente la cambié porque no se actualizaba.
Busqué también en directorios, como Yahoo, pero la información que aparecía era casi nula. Luego visité las páginas del ayuntamiento de Malabo, así como también de consulados, de las que pude extraer alguna información.
Decidí pasar a las bases de datos. Primero busqué en el ISOC- ciencias sociales y humanidades. Escribí “guinea ecuatorial” en la búsqueda por campos y obtuve algunos documentos interesantes, principalmente de economía. Aunque en un primer momento pensé que me serían de gran ayuda, al cambiar mi perspectiva del trabajo y centrarla en una información de carácter más general, estos datos eran demasiado específicos, así que sólo extraje de ellos algunos apuntes muy concretos. Y lo mismo me ocurrió en la base de datos de Dialnet.
Fue entonces cuando pasé a los catálogos de bibliotecas. Encontré varios libros sobre el país, pero los que me podían ser de más utilidad, por desgracia, eran inaccesibles, ya que dos de ellos estaban en crédito y un tercero extraviado.
Por último visité la página de youtube, en la que encontré vídeos del país a modo de guía y algunas canciones de sus artistas más internacionales.

 

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: